¿Cómo afectará a los perros de caza el anteproyecto de ley de protección animal?

//¿Cómo afectará a los perros de caza el anteproyecto de ley de protección animal?

lavanguardia.com/ SANDRA GARLO

Foto- Cristian Baitg Schreiweis/istockphoto

* La nueva propuesta de ley deja en el limbo a muchos sectores cómo el de la caza o la tauromaquia.

* Las mascotas ya son, por ley, seres sintientes

El pasado 5 de enero, el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación elevó a pública una consulta sobre la Estrategia Nacional de Gestión Cinegética. Los ciudadanos tendrán la oportunidad de valorar y analizar la propuesta hasta el próximo 2 de febrero cuando se cerrará el plazo para remitir sugerencias, quejas o aclaraciones. Desde el Gobierno han facilitado una dirección de correo electrónico donde recibir las respuestas a la consulta.

Esta propuesta convive en el tiempo con el Anteproyecto de Ley de Protección y Derechos de los animales y con la reciente modificación que se ha aprobado el pasado mes de diciembre de modificación del Código Civil, la Ley Hipotecaria y la Ley de Enjuiciamiento Civil, sobre el régimen jurídico de los animales, que “conlleva un cambio en el código civil, la ley de enjuiciamiento civil y la ley hipotecaria” según nos explica Isabel Buil, presidenta de la asociación Affinity.

 

Seres sintientes

Los animales acaban de estrenar una serie de derechos con la nueva legislación

La polémica está servida en ciertos ámbitos ya que, desde este cambio en el Código Civil, existe una serie de derechos que adquieren los animales, como el nuevo status legislativo de ser sintiente, y una serie de nuevas obligaciones que tendrán que cumplir los propietarios.

A esto se añade que el Anteproyecto de Ley de Protección y Derechos de los animales -que está en su fase inicial, todavía no está aprobado y que entraría en vigor en 2023- contiene muchos puntos que están causando controversia, como la prohibición expresa de cría de animales a particulares o la obligación de castrarlos.

Un ejemplar de mastín tibetano rojo

Un ejemplar de mastín tibetano rojo

Kuznetsova T

Toda esta nueva normativa contiene nuevas medidas que atacan frontalmente a las prácticas normales en sectores como el de la caza, donde las rehalas y la cría de cánidos son habituales y necesarios para el normal funcionamiento del sector.

También se contempla la eliminación de actividades como el tiro al pichón o la prohibición de exhibir animales en eventos culturales cómo las cabalgatas o romerías.

El Gobierno, según las manifestaciones realizadas, está dividido. Así como Moncloa y el Ministerio de Agricultura han abogado por establecer una diferencia entre los perros de caza y los demás, desde el Ministerio de Derechos Sociales y la Agenda 2030 piden que no se haga esta distinción y que los cazadores cumplan con lo que exija la ley. Mientras, desde la Real Federación Española de Caza, se han manifestado en contra de que la ley se aplique al sector.

Así que habrá que esperar al próximo día 2 de febrero para conocer si el Gobierno tiene en cuenta las peticiones realizadas para esta consulta y si se plantea, tras las protestas, modificar el Anteproyecto de Ley de Protección y Derechos de los animales que afecta a más sectores de los que en principio parecía.

lavanguardia.com

2022-01-17T18:46:28+02:00 17 enero, 2022|Actualidad cinegética|