La actividad cinegética “supone más de 6.000 millones de euros anuales en España y 186.000 empleos”

//La actividad cinegética “supone más de 6.000 millones de euros anuales en España y 186.000 empleos”

salamanca24horas.com/

Foto EP

Por su parte, el presidente de la Real Federación Española de Caza (RFEC), Manuel Gallardo, ha indicado que “el gran riesgo” que tienen los cazadores actualmente son dos reglamentos “que están encima de la mesa”, el de transporte animal y el reglamento de bienestar de perros y gatos

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha defendido que la gestión de las poblaciones sobreabundantes de animales es un tema al que España tiene que “hacer frente” ya que “tiene consecuencias muy importantes”.

“La caza ofrece beneficios indudables”, ha manifestado el ministro durante la conferencia internacional ‘Prioridades de los cazadores europeos 2024-2029’ celebrada este miércoles en Madrid.

No obstante, Planas ha evitado referirse al lobo al hablar de la gestión de las poblaciones sobreabundantes: “No me voy a referir a ninguna patología particular, pero es un riesgo que tenemos sin duda sobre la mesa”.

Asimismo, ha defendido que la actividad cinegética “debe ser perfectamente compatible con los objetivos ambientales” planteados en España. “En el gobierno vamos a seguir escuchando y colaborando con el conjunto del sector, somos parte activa de la Unión Europea”, ha dicho.

Para el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, la caza “supone una gestión poblacional muy importante” en el conjunto del territorio rural español. “Esa labor de la caza es absolutamente fundamental, además de la importancia económica y social”, ha precisado.

“La actividad cinegética es fundamental manteniendo un adecuado equilibrio poblacional”, ha puntualizado Planas, destacando que la caza “es una labor insustituible para conocer y gestionar las poblaciones de animales silvestres y el control sanitario”.

Así, ha hecho hincapié en que el mundo urbano, quienes habitan en las ciudades, no pueden vivir sin el mundo rural, que también “necesita la comprensión, el apoyo y el respeto del mundo urbano”.

“Este es uno de los grandes temas que tenemos sobre la mesa. La caza es una actividad tradicional que nos vincula con nuestros orígenes y la naturaleza”, ha agregado el ministro.

Planas ha puesto en valor la actividad cinegética recordando que “supone más de 6.000 millones de euros anuales en España y 186.000 empleos”. “La captura de 18,8 millones de piezas por valor de 86 millones de euros da una cierta idea macroeconómica de qué estamos hablando, pero es insuficiente. Si hay una actividad en la que creo que lo que hay alrededor de ella es mucho más que la pura y simple caza es la actividad cinegética”, ha concretado.

Respecto a las protestas de los agricultores en distintos países europeos, ha explicado que “manifiestan, más allá de las reivindicaciones concretas sobre la Política Agraria Común, una necesidad de escucha, respeto y consideración” del entorno rural, por lo que, a su juicio, “el camino tiene que ser tender puentes, no agitar el enfrentamiento”.

El 80% de las leyes que afectan a los cazadores vienen de Europa

Antes de la intervención del ministro en el acto, el presidente de la Asamblea General de la Federación Europea de Caza y Conservación (FACE), Torbjön Larsson, ha señalado en declaraciones a los medios que la normas de la Unión Europea “afectan mucho” a la caza, ya que cuando un cazador sale a la naturaleza “el 80 por ciento de las reglas y las leyes que le afectan vienen de Bruselas”.

Por ello, ha defendido que los cazadores y la Unión Europea trabajen juntos. “Tenemos que ser parte de todo lo relacionado con la naturaleza cuando se traza de conservación y caza. Tenemos que trabajar juntos”, ha comentado.

Por su parte, el presidente de la Real Federación Española de Caza (RFEC), Manuel Gallardo, ha indicado que “el gran riesgo” que tienen los cazadores actualmente son dos reglamentos “que están encima de la mesa”, el de transporte animal y el reglamento de bienestar de perros y gatos.

En concreto, ha detallado que estos reglamentos “no prevé la situación específica de cada país, no conocen la realidad de los diferentes países, la realidad de la caza y son reglamentos que van dirigidos al sector indistrual, al sector profesional, y la Comisión ha empezado a hacerlo extensivo a casi todas las actividades que tengan que ver con los animales”.

“Son reglamentos muy complejos y creo que vamos a trabajar mucho. La aplicación de esos reglamentos, tal y como están, van a poner en peligro muchas de las modalidades de caza de este país”, ha advertido.

En concreto, Gallardo ha asegurado que la montería, si esos reglamentos salen adelante como están, “no podrá producirse porque las rehalas no van a poder existir”. “En Finlandia no tienen rehalas y esa realidad de nuestro país parece que la Comisión Europea no la conoce, no la tiene en cuenta y nuestro trabajo está en que la conozcan”, ha apostillado.

“El perro es la parte más vulnerable de la actividad y sin perro no hay caza. Si logras que sea difícil tener un perro de caza en España, lo que estás logrando es que no podamos cazar en España”, ha criticado el presidente de la RFEC.

salamanca24horas.com

2024-03-22T12:20:34+01:00 22 marzo, 2024|Actualidad cinegética|